Unidad 8. Comprar en Internet (I)


8.1. Introducción

Teoria

Internet no fue pensado, en un principio, para realizar compras. Era una herramienta para el intercambio de información, para la comunicación. Sin embargo, se convirtió en una gran oportunidad de negocio y eso propició que empezara una adaptación de Internet al comercio electrónico. Fueron creándose mecanismos de seguridad para la transmisión de datos confidenciales, como los datos bancarios. Además, se impulsaron muchos y diversos métodos de pago.

Las ventajas de la compra a través de Internet son innegables. Se puede comprar cómodamente desde casa y en tiendas de todo el mundo. Todas las tiendas están a la misma distancia del usuario, cuesta exactamente un clic del ratón llegar a cualquiera de ellas.

La rapidez con la que se puede comprar también es algo evidente, entrar en una tienda on-line, seleccionar el artículo y hacer el pedido puede costar unos pocos minutos. Para los comerciantes también hay muchas ventajas, a través de una página web pueden llegar a millones de usuarios, no necesitan local ni empleados para mostrar sus productos y los pedidos les llegan instantáneamente y bajo un mismo formato. En definitiva, se ahorran costes.

Cada día hay más gente que prefiere realizar sus compras en internet. Quizá no las compras menores del día a día, pero cada vez el comercio electrónico se extiende a más productos, práticamente todo se puede comprar ya por Internet. De hecho, hay artículos que se venden más por Intenet que por otros canales, por ejemplo, la música, el vídeo, los vuelos, hoteles, etc. Todavía falta encontrar sistemas de pago electrónico que cumplan todos los requerimientos de compradores, vendedores y entidades emisoras y gestoras, para que el comercio electrónico se expanda aúm más. Por ejemplo, no se pueden realizar compras anónimas por internet, mientras si es posible hacerlo en tiendas físicas.

Dentro de la red existen varios ámbitos en los que podemos movernos para realizar nuestras compras. Podemos comprar productos de segunda mano que anuncian otros usuarios, comprar en tiendas que sólo existen en la red, o en nuestra tienda habitual que también dispone de una tienda virtual. Existen sitios con subastas, páginas web que te proponen descuentos sustanciosos en servicios por un tiempo limitado, cupones de descuenton, y un sinfín de opciones que han logrado que los usuarios confíen más en las compras desde internet.

Una de las tiendas pioneras en el comercio electrónico español es Barrabes que desde un pueblo de los Pirineos, Benasque, ha logrado vender material deportivo de montaña a todo el mundo.

 

8.2. Cómo comprar

La compra por internet puede ser una compra inteligente, meditada. En las tiendas convencionales solemos observar un escaparate, entrar y realizar compras más o menos impulsivas. La única referencia que tenemos es nuestro propio conocimiento y la del comercial que nos atiende, cuyo objetivo es vender. Sin embargo, en internet lo habitual es que el consumidor ya sepa lo que quiere. Lo busca, se informa sobre el producto, busca opiniones de otras personas que lo adquirieron antes, observa imágenes y vídeos del funcionamiento, se informa sobre la reputación de la tienda, compara precios entre distintos sitios y, finalmente, compra.

La exigencia del consumidor medio hace que, necesariamente, las páginas deban trabajar de forma rápida y eficaz y ser extremadamente competentes. Porque cualquier tienda virtual sabe que, si da un mal servicio, la red entera se hará eco de ello. Si ocurre de forma puntual no importa, pero un mal servicio como norma hunde las tiendas en Internet, donde la información corre como la pólvora.

Cuando uno empieza a comprar en Internet, lo normal es que desconfíe, pero verás que, a medida que te vayas familiarizando con el entorno, acabarás prefiriendo esta forma de compra. ¿Por qué? Porque tienes más donde elegir y en muchos casos a precios más competitivos. Además, no necesitas salir de casa para realizar las compras, te la llevan a casa.

En nuestras compras convencionales, cuando acabas de llegar a un lugar nuevo, debes investigar las tiendas de la zona. Pero luego de haber realizado una pequeña investigación, encontrarás una selección de tiendas que se convertirán en tus tiendas habituales o preferidas. En Internet ocurre lo mismo.

Pero, ¿cómo empezar? Nosotros te recomendamos que te informes.

bola Busca información sobre la tienda donde piensas comprar. Si está en las redes sociales demuestra transparencia, ya que en ellas sus clientes formarán una comunidad e intercambiarán experiencias y opiniones. Puede ser un buen lugar donde informarse de la satisfacción de otras personas.

bola Las tiendas virtuales más completas y fiables suelen incorporar, dentro de su propia página, la posibilidad de opinar sobre los productos o un sencillo sistema que te permite valorar cada producto (normalmente del 1 al 5, representado con estrellas). Algunos ejemplos son Amazon, Fnac, El Corte Inglés o La casa del libro donde se valora la reputación del vendedor.

bola Infórmate sobre el producto. Puedes buscarlos directamente en buscadores o en páginas especializadas en comparación entre productos o reviews que te ayudarán a decidirte. En ellas verás las opiniones de expertos, o de personas que lo compraron anteriormente. Algunos ejemplos son Ciao, Dooyoo, Kelkoo o Shoomo, que destacan por las opniones y análisis de productos y sus comparadores. Twenga ofrece un ránking de popularidad de tiendas y productos. Y Google Shopping, el comparador de precios que destaca por sus métodos de búsqueda. Una vez sabemos la marca y el modelo que nos interesa podemos usar los comparadores de precios para buscar el mejor precio en las tiendas online.

bola Utiliza portales especializados. Inicialmente, trabajar con los grandes siempre da ciertas garantías. Incluso es posible que tu tienda habitual tenga una tienda virtual con precios rebajados u ofertas especiales. Podrás ver sus productos con tiempo y tranquilidad, y en el horario que tú desees. Una vez domines la compra por Internet, serás capaz de valorar la seriedad de las tiendas pequeñas y comprar en ellas.

bola Lee las condiciones de la compra atentamente, para conocer las condiciones de devolución o de garantía, o cómo responderá la tienda si el envío no llega a tiempo o en condiciones. Es mejor saberlo de antemano y no llevarse una sorpresa cuando haya problemas y ya sea tarde.

bola Valora los métodos de pago que te ofrece la tienda y suma los gastos de envío para conocer el precio final. Un consejo: si conoces más gente que puede querer comprar productos, podéis aunar el pedido y así repartiros los gastos de mensajería.

bola Si quieres comprar en una tienda física en una determinada zona, los buscadores tienes opciones, como ya hemos visto, para hacerlo. Por ejemplo, en Google basta escribir el nombre de la ciudad despues del producto o tienda. Por ejemplo, si escribes "móviles Madrid" aparecerá un mapa con las tiendas de telefonía de Madrid.

Obviamente no es necesario seguir todos estos pasos siempre. Muchas veces ya conocerás a la tienda, o el producto.


Septiembre-2014
Pág. 8.1
Atrás Inicio Adelante






Página inicial  Cursos Informática Gratuitos

Síguenos en:   Facebook ,    G+            Sobre aulaClic            Política de Cookies


© aulaClic S.L. Todos los derechos reservados. Prohibida la reproducción por cualquier medio.