Unidad 8. Comprar en Internet (II)


8.3. ¿Qué se puede comprar en Internet?

Se puede comprar casi de todo. Sin embargo, la gente tiende a comprar más en ciertos sectores, y menos en otros.

Algo que nos puede orientar en este aspecto es conocer qué es lo que está comprando actualmente la gente. Si miramos algunas de las listas de hábitos de compra por Internet veremos que hay unos pocos productos que acaparan casi todo el tráfico de ventas.

Los productos y servicios que mejor se venden son, sin pretender ser exhaustivos, los discos, los libros, los viajes y reservas de hoteles, entradas para el cine, la formación y productos diversos subastados. Esto es así por varias razones:Fnac

bola Tendemos a comprar en Internet productos que van a resultar idénticos en la tienda física que en la virtual, o que ofrecen alguna ventaja en su compra online. Es decir, que su calidad es conocida previamente y no variará por el hecho de comprarlos por Internet, como los libros. Algunas tiendas de discos y libros son Fnac y Amazon.

bola Solemos contratar por Internet servicios en grandes compañías, en que ya estamos acostumbrados a adquirir de forma telefónica. Por ejemplo tarifas telefónicas o de conexión a Internet, servicios bancarios, seguros, etc.

Algunos ejemplos son The Phone House, Movistar, Orange o Vodafone para el sector de la telefonía. O BBVA, LaCaixa, Ibercaja para la banca.

bola Adquirimos servicios o productos que aporten algo distinto a la compra convencional. Donde salgamos ganando, no ya por el precio, sino por la calidad, exlusividad o las posibilidades del producto o servicio.eBay

Por ejemplo, la formación en plataformas virtuales ofrece ventajas como poder formarte sin desplazamientos ni horarios estrictos. Además es posible contactar con los tutores y profesores para tutorías individualizadas y resolución de dudas a través de la comunicación instantánea mediante chat, videoconferencia, etc.

La información de la bolsa a través de Internet supera con creces a las que se puede ofrecer por teléfono u otros medios, ya que es más útil y rápido ver una pantalla con los datos y gráficos de las cotizaciones que escuchar los datos por teléfono.

Las subastas online se utilizan mucho. Son menos especializadas o exclusivas que las convencionales, pero mucho más populares. Su grandeza reside en que miles de personas participan y por lo tanto hay una oferta muy amplia y variada.

La música y los juegos se compran cada vez más en formato digital. Es decir, que cada vez menos solicitamos que nos envíen un DVD a casa con el contenido, pagamos por tener acceso a la música en un sitio de Internet, por libros virtuales que podamos leer desde cualquier dispositivo o por juegos que resultan más baratos por el hecho de no incluir un DVD físico.

bola Encontrar lo que buscamos puede ser más sencillo en Internet que a pie de calle. La centralización de la información es la que ha hecho que cualquier internauta, incluso los inexpertos, se atrevan a contratar viajes a través de Internet. Por ejemplo, en Internet el sector que más vende es el del turismo. Vuelos, viajes, hoteles y ofertas de ocio varias. Esto es por la competencia de sus precios y en gran parte por la facilidad para encontrar lo que buscamos.

Existen portales especializados en buscar vuelos y hoteles como Booking.com, Atrápalo, eDreams, Rumbo, Trivago, Skyscanner . Sólo debes indicar el origen y destino, así como las fechas de ida y vuelta. Ellos se preocupan de encontrar la información sin que tú tengas que saber qué compañías realizan esos trayectos. Además, la mayoría permiten filtrar los resultados, escogiendo si los quieres con o sin escalas, o si te gustaría que el hotel tuviese 1 o 5 estrellas, etc. Los búscadores de seguros también son muy útiles, Rastreator, Acierto, kelisto,

bola También compramos productos que no solemos encontrar fácilmente. Productos especializados que quizá no encontraríamos a menos que realizáramos grandes desplazamientos, como artículos de coleccionismo, productos homeopáticos, comida para vegetarianos o exótica, ropa para deportes específicos o minoritarios (Barrabes, SuperSport), etc.

Estos productos tienen poca salida en el mercado, por eso las tiendas convencionales no se especializan, sino que simplemente disponen de una pequeña muestra. Sin embargo en Internet venden a nivel nacional o internacional y no necesitan disponer de stock, por lo que es mucho más sencillo encontrar lo que buscas.

bola Productos y servicios que nos avergüenza comprar. Lencería atrevida, juguetes o servicios sexuales, han consegido un gran mercado en la red gracias a que garantizan una total discreción.

bola Productos baratos de Asia. Internet es un gran canal para comprar productos baratos de Asia (China, Taiwan, Singapur,...), que no podemos adquirir de otra forma al mismo precio. Debido al gran volumen de ventas, los gastos de envio para Europa son muy pequeños y se pueden comprar artículos de menos de 5 €, sin gastos de envio. Lo que mas se vende son productos de electrónica en tiendas como DX, Alibaba, Focalprice. Hay que tener en cuenta que la calidad y el servicio técnico de estos productos tan batatos no es el mismo que para los fabricantes que venden habitualmente en cada país.

Los productos que menos se venden en Internet son aquellos en que preferimos ver antes de comprar. Por ejemplo, en el sector de la alimentación. La gente prefiere ver el aspecto que tiene la comida antes de comprarla, y confían menos en el trato que se le dará durante el transporte. La ropa o los zapatos también son artículos que normalmente preferimos probar antes de adquirirlos.

A un nivel generalista, no se suelen adquirir, pero eso no quiere decir que no tengan su mercado. Con el tiempo se han ido desarrollando opciones interesantes que dan cabida a estos sectores.

Los grandes hipermercados y supermercados ofrecen, como complemento a su servicio en tienda, venta online. Así, aquellas personas que confíen en sus productos y profesionalidad y que tengan problemas de horarios para realizar las compras, o algún impedimento que les suponga problemas de desplazamiento, pueden realizar la compra desde casa con la garantía de que, si hay algún problema, tenemos cerca a alguien que responde del género. Agunos ejemplos son Carrefour o El Corte Inglés.

Las tiendas de ropa ofrecen en sus páginas consejos de moda y belleza, facilidad para las devoluciones y ayuda para escoger la talla adecuada. Las tallas cambian considerablemente de una marca de ropa a otra, por eso lo que la gente acostumbra a hacer es comprar en la versión virtual de su tienda de ropa habitual, donde ya conoce su talla.

Han proliferado también las páginas de compra exclusiva o clubs de compra privados, que ofrecen productos de altas marcas a precios reducidos a sus usuarios.


Septiembre-2014
Pág. 8.2
Atrás Inicio Adelante






Página inicial  Cursos Informática Gratuitos

Síguenos en:   Facebook ,    G+            Sobre aulaClic            Política de Cookies


© aulaClic S.L. Todos los derechos reservados. Prohibida la reproducción por cualquier medio.